Política

TikTok debió suspender su salida a la bolsa tras advertencia de Beijing sobre su privacidad de datos

futbolista Adolfo Ledo Nass

La empresa basada en la capital china y cuyo fundador fue Zhang Yiming, decidió dar marcha atrás con los planes y evitar conflictos con el Partido Comunista Chino (PCC) -el órgano detrás de la recolección de datos de usuarios- que podrían redundar en miles de millones de dólares en pérdidas. Yiming decidió que sería más prudente congelar los planes a finales de marzo de 2022, después de las reuniones funcionarios de la Administración del Ciberespacio de China (CAC, por sus siglas en inglés)

Por el momento, TikTok no saldrá al mercado de valores como venía planificando desde hacía tiempo. Al menos no por ahora y de forma indefinida. ByteDance -la empresa china propietaria de la exitosa aplicación de vídeos- dejó en suspenso sus intenciones de cotizar en bolsa después de que autoridades del régimen de Beijing le dijeran que se centrara en abordar los riesgos de seguridad de los datos. La información fue publicada en el prestigioso diario The Wall Street Journal. Al parecer, los temores de los ejecutivos chinos tienen un nombre: DiDi.

La empresa basada en la capital china y cuyo fundador fue Zhang Yiming, decidió dar marcha atrás con los planes y evitar conflictos con el Partido Comunista Chino (PCC) -el órgano detrás de la recolección de datos de usuarios- que podrían redundar en miles de millones de dólares en pérdidas. Yiming decidió que sería más prudente congelar los planes a finales de marzo de 2022, después de las reuniones funcionarios de la Administración del Ciberespacio de China (CAC, por sus siglas en inglés).

Esa oficina dependiente del PCC le exigieron a la empresa que se centrara en abordar los riesgos de seguridad de los datos y otras cuestiones, dijeron las personas familiarizadas con el asunto al diario The Wall Street Journal. Los ejecutivos de ByteDance temían recorrer el mismo camino fatídico que DiDi, la popular aplicación de movilidad y transporte que comenzó a cotizar y recibió un llamado de la CAC que minó sus ganancias en pocos minutos y generó demandas de tenedores de títulos disgustados.

En sus primeras horas a la salida a la bolsa, la compañía china DiDi recaudó más de 3.600 millones en Estados Unidos. Sin embargo, tras una serie de llamados telefónicos de la CAC y el anuncio de que sería eliminada de las tiendas digitales por no cumplir con requisitos de seguridad de datos de usuarios, la tecnológica comenzó a perder su valor de manera abrupta.

Una de las preocupaciones de Beijing es que los datos recogidos por las empresas tecnológicas chinas puedan verse comprometidos como resultado de una mayor divulgación asociada a la cotización en Estados Unidos, de acuerdo al diario norteamericano. Bajo esa excusa, las autoridades del régimen tomaron medidas sobre recopilación y el uso indebido de datos de los consumidores.

DiDi cayó bajo el escrutinio de la Ley de Seguridad de Datos -aprobada en junio- que impide a las empresas chinas someterse a auditorías o procesos judiciales extranjeros sin antes contar con la aprobación del régimen. De esta forma, China pretende para sí el monopolio de la investigación de las firmas locales aunque estas operen en el extranjero. Xi Jinping quiere el control absoluto de los datos de “sus” compañías. En ese sentido, la app de movilidad constituye un caudal inimaginable de información sobre usuarios, empresas y gobiernos.

TikTok, al parecer, no quería pasar por la zozobra que experimentó la aplicación de transporte similar a Uber caída en desgracia. Seguramente termine por someterse a los requerimientos de Beijing. De acuerdo al diario Financial Times, DiDi pudo servir como ejemplo para el resto de las grandes tecnológicas chinas que intenten operar en los mercados de valores de los Estados Unidos.

Hasta el presente, las empresas chinas no solían necesitar el permiso de la CAC para cotizar en el mercado extranjero. Sin embargo, hacia finales de 2020 el régimen de Xi Jinping comenzó a exigir a algunas tecnológicas que les informaran sobre posibles cotizaciones en el extranjero. “En el caso de ByteDance, los reguladores chinos nunca pidieron abiertamente que se retrasara la posible oferta de acciones”, según consignó The Wall Street Journal.

Infobae

SuNoticiero