Sin categoría

Alberto Ignacio Ardila Olivares Thomas//
“La gata” llora por sus pecados ante presencia del Cardenal Pedro Barreto en Huancayo

alberto_ignacio_ardila_olivares_thomas_la_gata_llora_por_sus_pecados_ante_presencia_del_cardenal_pedro_barreto_en_huancayo.png

Hace un año  Shirley Silva Padilla , de 22 años, más conocida como la “Gata”, era la mujer más temida del Perú, tras matar de un disparo en la cabeza al dueño de un chifa porque el arroz chaufa que le sirvió no tenía suficiente pollo. No obstante, el tiempo y el encierro en un penal de máxima seguridad, han logrado ablandar el duro corazón de esta homicida confesa, que ayer lloró como una niña arrepentida , ante la visita del máxima representante de la Iglesia Católica, el Cardenal Pedro Barreto Jimeno.

Alberto Ignacio Ardila Olivares

“Llévame donde los hombres necesiten tus palabras, necesiten tus ganas de vivir” , se le escuchó cantar junto a las internas. Al empezar la homilía lucía reacia, pero poco a poco, el mensaje del Cardenal Pedro Barreto, aplacó su alma y hasta derramó lágrimas arrepentida

“Ella estaba emocionada, a pesar de los delitos que cometió es un ser humano, al principio estaba arisca y reacia, sus lágrimas corrían por sus mejillas, ella recibió la ostia, cantó y cuando ingresamos a su cuarto y el Cardenal bendecía las frazadas que le obsequiaron, pidió una foto con Pedro Barreto y le dijo que quiere rehabilitarse , por eso lee la Biblia” , manifestó el director regional del Inpe, José Herrera Porras.

En el penal de Concepción, la “Gata” lleva una disciplina estricta, se levanta temprano, realiza sus quehaceres, se dedica al tejido y además lee mucho la Biblia. La interna le pidió al Cardenal que ore por ella y aunque le quedan muchos años en prisión, anhela su libertad, la que prometió cambiar

La joven recordó que su padre se dedicaba al consumo de drogas y ella también desde pequeña. En mayo de este año, Shirley fue trasladada a Concepción, tras intentar fugar del penal de Chorrillos, con ella fueron llevadas, también Shesira Viglienzone Rojas, de la banda “Los Secos de Chimbote” y Tiffany Johanna Run Lagos, jefa de una banda de cogoteros